Marzo 25, 2018

Diferencias café de tueste natural, torrefacto y mezcla

El tueste del café es el proceso por el que el grano de café pasa de su estado natural, verde, a adquirir ese color marrón que tanto nos atrae. Para ello el grano pasa por unas tostadoras que aumentan la temperatura mientras el café se mueve en su interior. Ese calor modifica el grano de forma gradual, desarrollando sus características organolépticas. También influye el tiempo que estén expuestos a esas altas temperaturas. El café tostado es oscuro, duro, crujiente y desprende aromas complejos.

Cada vez es más normal encontrar solo café de tueste natural. El torrefacto o la mezcla son menos habituales, pero todavía tienen su público.

Diferencias entre café de tueste natural, torrefacto y mezcla

  • Café de tueste natural. Es el que se tuesta solo, de manera natural. Permite apreciar los matices de un buen café y disfrutar de sus características organolépticas. Hay tres tipos de tueste natural. Saber elegir cual es el mejor para cada método de preparación y para cada tipo de café es clave para ser un experto cafetero.
    • Tueste ligero. El grano de café tiene un color canela. Se percibe mayor acidez y es un café con gran nivel de cafeína. Es el que mejor conserva los sabores del origen, por lo que suele utilizarse para cafés gourmets. Son cafés con matices herbales y frutales.
    • Tueste medio. Se trata de un tueste que mantiene un nivel alto de cafeína pero con mayor dulzor, ya que los azúcares del café comienzan a caramelizarse. Así se consiguen matices de frutos secos, caramelo o incluso chocolate.
    • Tueste oscuro. Es un café con un contenido de cafeína muy bajo. El café se ha secado mucho más que los anteriores y se extraen todos los aceites esenciales. Con este tueste el café tiene un sabor más especiado e incluso ahumado.
  • Café torrefacto. El torrefacto no es un tipo de tostado, sino que es el resultado de añadir azúcar durante el tostado. Esta invención fue idea del empresario José Gómez Tejedor, que descubrió que los mineros de Cuba envolvían los granos de café con azúcar para protegerlo. Así patentó un método que consiste en tostar los granos, generalmente de la variedad robusta, con azúcar. El azúcar se va caramelizando con el calor y va envolviendo al grano, creando una capa protectora que evita que los granos se echen a perder demasiado pronto. Es muy típico en España, Portugal, Francia o Argentina. El resultado es un café muy oscuro, amargo y con un sabor más fuerte y a quemado. Eso sí, por el añadido de azúcar es un café que no está recomendado para algunas personas, por ejemplo, los diabéticos.
  • Café mezcla. El café mezcla puede hacer referencia a dos cosas. Por un lado, puede ser la combinación de granos de café de tueste natural con café torrefacto. Así sale un café más suave. Por otro lado, el café mezcla también puede significar la combinación de los dos tipos de café de origen, arábica y robusta. Esto proporciona más acidez, gusto y aroma al café. Más o menos el 40% del café que se consume en España es mezcla.

Tiempo de Café